Forbes Paraguay
Ganado
Negocios

Más allá de los granos y la carne, genética bovina paraguaya se abre camino para conquistar el mundo

Paul Fernández Periodista

Share

La genética bovina paraguaya logró un gran desarrollo en los últimos 30 años, y ante su alta calidad y adaptabilidad, logra captar el interés de varios mercados. En medio de mejores condiciones internacionales para la exportación, se encamina a conquistar más destinos.

23 Junio de 2024 00.00

Paraguay es el sexto mayor productor de soja del mundo y el cuarto mayor exportador, además forma parte de la lista de los mayores exportadores de carne a nivel mundial a pesar de haber retrocedido luego de la complicada situación del sector ganadero del país. 

Sin embargo, Paraguay no sólo exporta commodity y no sólo exporta alimentos, sino también desarrolló una importante tecnología que convierte su genética bovina como una de las mejores, que capta cada vez más la atención de muchos interesantes mercados en la región. 

Marcos Medina, miembro de la Comisión de Asuntos Internacionales de la Asociación Rural del Paraguay (ARP) comentó que nuestro país registró un gran crecimiento en el desarrollo genético bovina lo que ayudó a la presencia del país en el mundo con las exportación de carne, ocupando el puesto 11. 

“En los últimos 30 años hemos invertido en mejorar nuestra genética, seguimos importando más de lo que exportamos, pero probablemente en la siguiente década las transportaciones genéticas se vayan fortaleciendo”, dijo. 

Primeramente, apuntó a que la calidad en el Paraguay es una de las mejores y tiene como particularidad que se puede adaptar a trópicos y subtrópicos, para lo cual nuestro país tuvo que desarrollar su propia genética.  

Explicó que se trata de una genética donde, por un lado, apunta a las condiciones climáticas con las que cuenta nuestro país pero principalmente, en términos productivos, que tenga calidad e indicadores respecto a la fertilidad, mansedumbre y calidad de la carne. “Y ese es el trabajo que se vino haciendo en los últimos años”, dijo. 

Opinó que la genética bovina paraguaya tiene mucha potencia de aceptación en varios mercados que tiene situaciones o condiciones climáticas similares por lo cual los animales con este mejoramiento se adaptan, situación que también se ve en Centroamérica, Colombia, Venezuela, entre otros. 

Genética en la región

Medina indicó que un logro del sector productivo del país es la ganadería paraguaya dado que considera que “exportar genética finalmente es importante”. “Se asemeja mucho más al proceso de exportar tecnología, un productor ganadero que empieza a exportar genética está exportando tecnología”, reconoció. 

Aseguró que Ecuador tiene experiencia con la importación de genética desde Paraguay tras haber adquirido 3.000 cabezas de ganado en pie enviados desde diferentes áreas del país entre el 2015 al 2016. Es importante mencionar que Paraguay, además del ganado en pie, envía al mercado exterior semen y embriones bovinos. 

Ganado angus. Foto: PxHere,

Según los datos del Servicio Nacional de Calidad y Salud Animal (Senacsa), en el 2022 se exportaron 39 cabezas de ganado en pie, 66 embriones y 1.800 dosis de semen bovino con destino a Argentina. En el 2023, se enviaron 23 cabezas de ganado en pie, 86 embriones y 126 dosis de semen siendo Argentina el mayor importador. 

El mayor salto en exportación de genética se había registrado con la exportación de ganado en pie a Ecuador (3.000 cabezas) , además de las 3.000 dosis de semen bovino enviados a Argentina en el año 2021. 

Interés de nuevos mercados 

Medina dijo que Paraguay mejora la posición para la venta de material genético a los mercados internacional a raíz de las nuevas recomendaciones aprobadas por la Organización Mundial de Sanidad Animal (OMSA), que disminuye las exigencias para la exportación de semen y embriones de zonas libres de aftosa con vacunación a regiones sin vacunación.

Si bien los principales destinos son Brasil y Argentina, a través de la facilidad que otorga la OMSA, se puede acceder a mercados como Perú y Guatemala que ya habían mostrado interés en la genética paraguaya. Aseguró que la tendencia es que las exportaciones vayan aumentando en los próximos años. 

“Lo que sí te puedo decir con seguridad es que hay una clara tendencia al aumento de la exportación por las dos cuestiones que te dije, primero la calidad de la genética paraguaya adaptada al trópico y subtrópico, y por otro, lado la flexibilización de la normativa de la OMSA”, recalcó.

loading next article
10